Deleuze

Releo a Gilles Deleuze:

Un encuentro quizás sea lo mismo que un devenir. No es que un término devenga el otro, sino que cada uno encuentra el otro, un único devenir que no es para los dos, porque nada tiene que ver el uno con el otro sino que está entre los dos, que tiene su propia dirección.

Encontrársete para mirárteme                                   
y abrazar el camino,
la piedra,
la hierba,
la dirección
y desear como desean
los hombres que son hierba

Propongo depravarse. No ser significante ni significado.
Inventar el deseo en lugar de reclamar su falta.
Chocar de frente a 100 kilómetros por hora y repartir los huesos a los perros.

Gilles ya no podía respirar cuando saltó por la ventana Y fue su hierba y el caballo que la come.

Abrázame, hierba mía.

)Adriana Raíces(

Anuncio publicitario